La tasa de inflación en México alcanza su nivel más bajo en 20 meses tras detenerse el aumento de tasas

07:05 25/05/2023 - Eugene R.

La tasa de inflación en México alcanza su nivel más bajo en 20 meses tras detenerse el aumento de tasas

Los precios al consumidor en México disminuyeron más de lo esperado en la primera mitad de mayo, lo que condujo a la tasa de inflación anual más baja en 20 meses. Esta información se dio a conocer después de la decisión del banco central de pausar los incrementos de tasas de interés.

Las cifras mostraron una disminución del 0.32% en los precios a principios de mayo, según informó la agencia nacional de estadísticas Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI). La inflación anualizada de 12 meses cayó al 6.25%, su nivel más bajo desde septiembre de 2021, lo que se tradujo en un peso mexicano más fuerte frente al dólar estadounidense. Estos datos coinciden con la reciente decisión del banco central local, Banxico, de mantener su tasa de interés de referencia en 11.25%, marcando el final de un ciclo de casi dos años de incrementos de tasas.

Banxico ha indicado que puede ser necesario mantener las tasas sin cambios durante un periodo prolongado para llevar la inflación a su objetivo del 3%, el cual no prevé alcanzar hasta el cuarto trimestre de 2024. A pesar de esto, algunos economistas no descartan la posibilidad de recortes de tasas en 2023 con base en las últimas cifras de inflación.

Los expertos creen que el IPC general podría llegar al rango del 5%, y podría haber margen para recortes de tasas antes de finales de año. Los datos recientes de inflación sugieren que la postura de Banxico pronto podría cambiar, abriendo potencialmente la puerta a recortes de tasas en septiembre o noviembre, ya que la inflación está disminuyendo rápidamente y la inflación subyacente finalmente muestra signos de declive.

Los economistas  encuestados por Reuters esperaban una disminución del 0.19% en los precios al consumidor en la primera mitad de mayo, con una tasa anual proyectada del 6.15%, frente al 6.24% del mes anterior. Sin embargo, las cifras reales fueron más bajas que el pronóstico más bajo en la encuesta, impulsadas por la reducción de las tarifas de energía, así como por la disminución de los precios de frutas y verduras, según INEGI. El índice de precios subyacente, que excluye ciertos precios volátiles de alimentos y energía, aumentó un 0.18% a principios de mayo, ligeramente por debajo del consenso del 0.21%. El índice central anual alcanzó el 7.45%, frente a un pronóstico mediano del 7.49%.