Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas advierte sobre año turbulento para la economía del país

05:05 26/12/2022 - Eugene R.

Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas advierte sobre año turbulento para la economía del país

El Instituto Mexicano para Ejecutivos de Finanzas (IMEF) advirtió el pasado martes que el 2023 será un año turbulento para la economía del país, tanto que podría enfrentar una recesión.

Alejandro Hernández Bringas, presidente del instituto, detalló que, debido a la desaceleración económica en Estados Unidos, las exportaciones y las remesas desde México podrían verse afectadas y el impacto en estas últimas también frenaría el consumo interno.

“Un panorama de desaceleración es completamente factible y creo que estamos al borde de una recesión. Creo que estamos entre esta desaceleración y una recesión".

Otro factor externo que generará incertidumbre en el contexto tanto nacional como internacional es el rebrote de casos de COVID-19 que se está produciendo en China, así como la tensión geopolítica entre Rusia y Ucrania.

“Mientras en el país se presentan situaciones tales como un ambiente de inseguridad, la ausencia de inversión o el  apego al estado de derecho”

Hernández Bringas afirmó que en México prevalece una preocupación constante relacionada a decisiones políticas que enturbian el ambiente empresarial, como la aprobación en el Congreso de diversas medidas tendientes a modificar el reglamento electoral o denominadas Plan B, así como recientemente el sabotaje aéreo en el país.

Todo esto complica considerablemente las operaciones de las empresas mexicanas, perdiendo así la oportunidad de obtener beneficios para los consumidores nacionales, si se negocian de manera simétrica con otros países”.

De acuerdo a la encuesta mensual de expectativas económicas del IMEF, la economía mexicana crecerá un 3 por ciento en 2022, generándose 735,000 empleos formales registrados en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Sin embargo, precisó que la tasa del Producto Interno Bruto (PIB) no crecerá el próximo año, pues terminará en 1.2 por ciento y únicamente se crearán 418 mil empleos en la economía mexicana.

“Si bien el pronóstico de crecimiento del PIB mejoró marginalmente, de 1.1% en la encuesta de noviembre a 1.2% en la actual, continúa representando una fuerte desaceleración con respecto a la estimación de 2022”.

Por otra parte, mencionó que la inflación será uno de los principales riesgos para el país ya que enero y febrero serán meses clave para detectar si el aumento del salario mínimo aprobado para el año es trasladado o no por las empresas a la final precios para el consumidor.

La encuesta del IMEF estima que al cierre del 2023 la inflación será del 8.4 por ciento y bajará al 5.1 por ciento.